Novedades

El IES Portada Alta pionero en iluminación LED

La barriada malagueña de Portada Alta se ha sumado a las nuevas tecnologías energéticas en materia de iluminación gracias a la colaboración del Instituto de Educación Secundaria de la zona y un centro de salud con la Agencia Andaluza de la Energía. Los proyectos han permitido dotar de tecnología de iluminación LED -más económica y fiable- a sendos edificios, que han visto mermar considerablemente la factura derivada del consumo energético.
 
La presidenta de la Agencia Andaluza de la Energía, Isabel de Haro, acompañada por la delegada de Economía, Marta Rueda, y del delegado de Educación, Antonio Escámez, ha visitado esta mañana las instalaciones de los dos centros públicos para comprobar de primera mano el funcionamiento de los nuevos sistemas lumínicos.
 
 
 
 
 
 
Isabel de Haro ha explicado que la Red de Energía de la Junta de Andalucía (REDEJA), instrumento destinado a impulsar dentro de la Administración andaluza principios de ahorro y eficiencia energética e implantar en sus edificios instalaciones de energías renovables, ha sido responsable del diseño, coordinación y supervisión de las actuaciones desarrolladas en los dos centros públicos de Portada Alta, garantizando así la efectividad de las medidas adoptadas.

La razón fundamental por la que la Junta de Andalucía impulsó decididamente la creación de esta Red fue el elevado potencial de ahorro energético y económico que podría obtenerse en los distintos centros públicos, superior en muchos casos al 40%. Esto se consigue a través de una gestión específica, coordinada y eficaz de la factura energética de la Junta de Andalucía y mediante la implementación de actuaciones concretas en edificios públicos.

Para poder detectar dichas actuaciones, desde la Red se han llevado a cabo cerca de 300 auditorias, 521 inventarios energéticos y 3 estudios sectoriales. Como conclusión de algunos de estos trabajos se detectó las enormes posibilidades de ahorro energético y económico que ofrecían las nuevas tecnologías de iluminación eficiente y se decidió impulsar un proyecto piloto de iluminación interior con tecnología LED.

El proyecto piloto impulsado por REDEJA comprende la iluminación interior con tecnología LED en dos edificios existentes, el Centro de Salud y el Instituto de Educación Secundaria (IES) en la barriada de Portada Alta de Málaga capital, persiguiendo no sólo el ahorro energético, sino también el confort lumínico de los usuarios de estas instalaciones, dado el carácter social de las mismas.

Los resultados obtenidos han sido satisfactorios, ya que la reducción del consumo de iluminación ha sido, de media, próxima al 60 por ciento, mejorando el confort lumínico de los usuarios en las diferentes estancias.

Concretamente, en el caso del instituto, se ha conseguido un ahorro energético y económico del 58%, reduciendo la factura anual por consumo de iluminación en casi 6.000 euros. Por su parte, en el Centro de Salud el ahorro energético y económico ha superado el 60% debido al mayor uso de la iluminación en este tipo de edificios, reduciéndose el coste en iluminación en casi 5.000 euros al año.

Con estas dos actuaciones se confirman algunas de las ventajas del uso de esta tecnología en este tipo de centros.

La monitorización durante un período de tiempo más prolongado permitirá obtener información de la durabilidad, el ahorro, las prestaciones y el rendimiento de la misma. La reducción de su precio vendrá de la mano de una mayor introducción en el mercado y de la innovación tecnológica.

Desarrollo LED

La tecnología LED, consistente en un diodo emisor de luz (LED en inglés) ha venido utilizándose como luz indicadora en todo tipo de dispositivos electrónicos (TV, despertadores, equipos de música, microondas.). No obstante, sus aplicaciones se han incrementado en los últimos años permitiendo a los usuarios obtener importantes beneficios en materia de ahorro y eficiencia. En este sentido, es significativo el avance que se ha producido pues su uso se ha extendido de la señalización a la iluminación, tanto interior como exterior.

El éxito de los sistemas LED responde a criterios de mayor eficiencia energética, pues son capaces de transformar en luz hasta el 90 por ciento de la energía que consumen frente al 10 por ciento de la energía que transforman las lámparas convencionales; su menor emisión de calor al ambiente, favoreciendo un descenso del consumo de energía en climatización; la robustez y fiabilidad a prueba de posibles vibraciones; su alta durabilidad, entre 30.000 y 100.000 horas de uso, que permite reducir los costes de reposición; y, finalmente, la gran versatilidad que poseen, ya que son fácilmente controlables, pudiendo regular su intensidad y permitiendo ajustes de uso y consumo que con otros dispositivos sería más difícil y caro de obtener.
   
© 2020 I.E.S. Portada Alta. Todos los derechos reservados